Ser feliz

Cuentan que cuando John Lennon tenía cinco años, la maestra le preguntó qué quería ser cuando fuera grande y él le respondió: ser feliz.

Esa es también la vocación de un joven que conocí el 15 de enero, cuando faltaban tres días para su cumpleaños y 221 para que conversáramos hasta las 5:00 a.m.

Ser feliz. Lo ha escrito en su muro de Facebook, y lo pondría en cuanto muro le ponga delante la vida. Ser feliz.

Tal vez por eso se ha hecho “músico, poeta y loco”. Y se va cámara en mano al Morro para capturar el sonido del mar y a perderse por los desfiladeros deshabitados, celebra los triunfos del Barça y una vez casi besa a la Giraldilla.

Gusta de los postres caseros, la comida vegetariana, el cine, la literatura, aprender todo cuanto pueda, pues “el conocimiento no pesa”.

Él se sentaría de noche en el malecón aunque no se vea el azul del mar, porque “de todas formas se escucha”.

Y escribe diarios, cuentos, y poesías en un blog de metáforas intranquilas…
“Son las ventanas de tu alma/ el camino abierto a una plegaria./ Si sonriendo reverdece el césped/ que bajo tus pies te saludan/ el mundo no es más que jardín/ a merced de tu esencia”.

Todo porque “las imágenes de mi vida son las metáforas intranquilas que me roban el sueño. Harto de tanta palabra guardada en mis silencios, abro el primer pensamiento, desnudo el alma, y fuera de todo preámbulo libero versos al mundo rompiendo en luz la lejana tormenta de mis afectos”.

Entonces lo encuentro en versos, y extraño la conversación larga donde él hace un alto para mostrar aquella foto con su madre frente al Capitolio, o la de la hermana y las sobrinas, y habla con orgullo de esas personas esenciales, personas que le dicen de felicidad.

Anuncios

4 respuestas a “Ser feliz

  1. Despertar en la mañana, con la sensación reconfortante de un buen sueño y luego llegar a la oficina, leer tu hermosa botella como primera orden del día se ha convertido en la más agradable y bella sorpresa anunciada que he experimentado en los últimos tiempos. Creo que los kilómetros de palabras que aún faltan entre nosotros seguirán construyendo esos puentes tan necesarios para acercar a las buenas personas. Entonces luego de disfrutar la magia de tus palabras termino con una sonrisa alimentando mis metáforas intranquilas. Besos.

  2. Me gusta enterarme cuando los amigos escriben y opinan sobre sus amigos. Las metáforas de quien invocas, son preciosas, ya que soy amante de utiizar ese recurso natural que brota, simplemente.

    1. gracias, Qué bien que le haya gustado este post. Mis metáforas…bueno, trato de encontrar las adecuadas para describir son excesos, pero si puedes visita el blog de este amigo, él sí tiene metáforas intranquilas…;)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s