invisible

MafaldaEsperábamos nuestro turno para almorzar. Habíamos pasado todo el día revisando papeles, estábamos exhaustos. Desde la puerta solo se adivinaba el arroz y los frijoles. Miré a una de las personas que me acompañaban, le pregunté si veía algo más.

Me dijo que la proteína, el “plato fuerte” de esa tarde, era una incógnita, que cuando estuviéramos más cerca sabríamos… Y con picardía me dice: “Ya tú sabes, aquí también lo esencial es invisible a los ojos”.

Anuncios

15 respuestas a “invisible

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s