monólogo interior

monologo-interiorTe quiero tanto, tanto, que te lo voy a decir. Te quiero. Quiero…quiero estremecerte con un abrazo y leerte mucho, y regalarte los libros y las palabras que mereces. De merecer, mereces un puñado de caricias y cercanías, y de reencuentros; mereces a las personas que tienes cerca, a los que te alientan y a los que creen en ti.

Te quiero tanto, tanto, que te voy a decir, además, que debes creer más en ti, confiar más en tus instintos, liberarte más de tus miedos, escribir cada una de las palabras que se te atraviesan, y decir a tiempo, siempre a tiempo.

Te quiero tanto que haré una excepción en mis reglas. Si eso existe: “mis reglas”. Haré una excepción y te escribiré hoy, para que leas y releas mi –tu- mensaje.

Te quiero tanto, Leydi, que aun con ese nombre que no soportas, te voy a nombrar siempre. Leydi, como cuando naciste. Y voy a brindar por ti, y voy a volver, para decirte que te quiero.

Anuncios

2 respuestas a “monólogo interior

    1. Pues esa es la idea: querernos nosotros mismos para querer a los demás. Mira que lo aprendí tarde, y tuve mi autoestima bajita mientras salía a poner el hombro y las manos por quienes pedían mi ayuda y mi cariño. Lo aprendí, al fin, luego de algunos tropiezos. Y me quiero. Feliz 2017 para ti, y síguete queriendo mucho. Un beso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s