Horno

Le dijo al niño curioso, que preguntaba por qué el cansancio y el malestar, que tenía como un horno dentro. Y en él había una criatura que necesitaba cocinarse lentamente. En verdad supo que estaba embarazada no por el cansancio, sino por los vómitos. Vómitos a todas horas y en cualquier lugar. Aquí -le dijo... Leer más →

Las penas que a mí me matan

No puedo evitarlo. Los disparates me dan risa. Y mucha. Todos y en cualquier circunstancia, hasta en los lugares más formales, cuando alguien habla y se le escapa alguna pifia, me tengo que reír. A veces solo sonrío –cuando puedo lograr discreción- y lo anoto. Una vez leí, en un artículo muy científico él, que... Leer más →

escondidos

Si alguna vez quisieras jugar a los escondidos, puedes contar hasta 100 mientras me escondo. Aunque yo vaya a kilómetros de distancia debes encontrarme. No te preocupes si me buscas y me buscas y no me ves por ninguna parte… yo te daré entonces la dirección exacta de mi escondite.

El Barça es el mejor, y el Madrid…

Cuando creo que he visto de todo un poco en materia de fanatismo futbolístico, cuando pienso que no me sorprendería de nada que ocurriera alrededor de este deporte, vuelvo a casa con esta historia por contar. Ya sabía que Michel Contreras es un periodista que sigue y escribe de deportes, que por las venas le... Leer más →

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: