Te odio, mi amor

Despierto a medianoche y te hablo. No sé si estás despierto, ni siquiera sé si estoy despierta, pero te hablo. Se me escapa un pedazo de poema, y me preguntas qué nombres digo, qué digo, qué nombres… Y menciono a Dulce María Loynaz y a Carilda Oliver Labra. Me ves sin entender, sin entenderme, sin... Leer más →

las chicas que leen…

A Mónica Baró, por la complicidad de sentirnos bichos raros, siempre tentadas por un libro. ... Tal vez fue en respuesta a mi post “¿Soy a-normal?”, porque confesaba que sucumbo al encanto de escribir a mano. Piel- papel, como sugería Dulce María Loynaz. Y que “ahora, pasados todos los niveles de enseñanza, no acabo de... Leer más →

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: