Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘reencuentros’

“No llegues a aquí con lágrimas –le dijo. Hay muchos lugares por conocer, y no los vas a recorrer con la visión nublada. ¡Ni una lágrima más!”

Y así fue. Cómo fue…No sé decirte cómo fue, no sé explicarte qué pasó…

Conversaron largo, con la ansiedad de dos seres que se reencuentran, que se abrazan, que ponen en palabras todo lo que sienten, y que –oración tras oración- van dejando ir el pasado reciente, para hacer espacio a recuerdos nuevos.

Que no se ocupe de ti el desamparo.

“A veces –le dijo- son necesarias esas sacudidas, y tropezarse, y hasta caerse, para levantarse de verdad con más ganas. ¿Qué vas a hacer? Como dicen allá: Más adelante vive gente.”

Lo más terrible se aprende enseguida y lo hermoso nos cuesta la vida.

“Te estaba esperando. Yo también tengo rasguños que contarte. Pero eso sí: después de hoy, no volveremos a hablar de lo mismo. A pasar página, ¿de acuerdo?”

Y nos dieron las diez, y las once, las doce y la una, las dos y las tres…

Read Full Post »

fantasmaTerminaron de hablar y juraron no volver a verse. Ella nunca hacía juramentos, pero esa vez se lo juró a sí misma –no solo a él.

Años después, muchos años después, se reencontraron en otra ciudad. Se saludaron como par de desconocidos –al menos eso pensó ella. Se saludaron como si no hubiera pasado el tiempo –al menos eso pensó él.

Ya ella se iba, caminando en otra dirección, cuando él la detuvo para decirle de pasiones lejanas y de sueños morbosos, de lugares por visitar y de nombres de hijos.

Él escuchó cuanto no hubiera querido escuchar. Escuchó cuánto la golpearon sus palabras, escuchó que ella lloró una vez, una sola vez, y se lo arrancó de esa vez y por todas, con unas pocas lágrimas.

Él lo sabía. Sabía que cuando terminaran de hablar, ella habría terminado de decir todo cuanto quería, y luego se iba a ir a llorar, pero a llorar una sola vez, y que ella cuando olvida no vuelve a recordar.

Se despidieron, ahora sí definitivamente. Eso pensaron los dos, hasta que años más tarde ella volvió a ver aquel nombre en su buzón de correo electrónico.

Read Full Post »

pensamiento que viajaAndo con su recuerdo a todas partes. Con su abrazo a todas partes. Con su voz a todas partes.

Voy y vengo con él. A todas partes.

Me alivia pensar en un reencuentro. En otro abrazo. En escucharlo una y mil veces más. Lo quiero. Lo amo.

Después –y antes- de todo, ha sido el hombre más constante en mi vida.

Lo pienso. Lo sueño. Me roba las velas en mis noches de insomnio. Lo necesito.

Aparece en un montón de canciones, en un sinfín de lugares, en los silencios y en las palabras.

Lo llevo pegado a mi piel. Amarrado a mis entrañas. Atado a mí. Atada a él.

Read Full Post »