Delirio

Meterse en una maleta e irse no es tan fácil como se escribe. A veces hay que acudir a cierta melodía que nunca habrías vuelto a escuchar de no ser por el puñado de añoranzas que se te clavan en el cuerpo. Me decido a tararearte todo lo que se te extraña desde el siglo... Leer más →

Anuncios

Fotógrafo en posguerra

Regresó para hacerse la foto que faltaba, la última. La foto de posguerra. Todos los barrios tienen un fotógrafo, quien saca copias al adiós y la nostalgia. Regresó y ya no se llamaba Mambrú, ni tenía nombre, porque la guerra queda lejos. Regresó para quitarse la capucha y no bajar la guillotina, sólo porque tú... Leer más →

Magia

Cuántas veces subí las escaleras para mirar tus ojos, para hojearlos… … Y sigue subiendo, y sigue cayendo, ante el deseo de esa sola sonrisa. Lo mira mientras ríe, le encanta que le encante esa risa de niño grande que llena todo de energía, como las famas y cronopios de Cortázar, como las noches estrelladas... Leer más →

Estruendos

Se derrumba una parte de la ciudad y se desborda el río. El poeta muere con una esquela en su mano: “Son las dos de la tarde. Tener amigos por solo una semana, es el oficio más triste del mundo. Y he aquí que los viajeros se consuelan dando una falsa dirección: disimulan sus lágrimas... Leer más →

Tu fantasma

"En ti pensé al ver a tres o cuatro niños que pescaban en el río. Un río que, aun tan sucio —o tal vez más por ello—, sigue siendo la metáfora perfecta de todo el tiempo que se va. Sé que no tardarás en entender mi obsesión por el tiempo, especialmente ahora que mi tiempo... Leer más →

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: